46 Centro Maestro de Bienestar::Yoga para hipertensión

Yoga para hipertensión

Para funcionar correctamente, el cuerpo humano debe mantener suficiente presión para que la sangre fluya por todas las extremidades, pero cuando la presión arterial es muy alta (se conoce como hipertensión), el corazón debe trabajar duro para bombear un buen volumen de sangre. 

Lo anterior provoca que pacientes hipertensos estén en alto riesgo de daño de órganos, incluidos los daños a la retina, cerebro, corazón y riñones.

Practicar yoga controla la hipertensión, además, aquellos que lo hacen regularmente, suelen disfrutar tasas más bajas de la hipertensión que el grueso de la población, sin los efectos secundarios experimentados con medicación, pero para ello se requiere de un maestro de yoga competente y un médico, elementos que el Centro Maestro de Bienestar ofrece a los maestr@s activ@s y jubilad@s.

Se puede practicar el yoga Invertido, en donde los cambios más profundos de este ejercicio se dan en la circulación; en la pose invertida, las piernas y el abdomen se colocan por encima del tórax. Una de las razones para que esto funcione, es simplemente porque la fuerza de gravedad se invierte y la sangre circula con mayor rapidez.

La gravedad hace que la sangre fluya con facilidad hacia atrás a través de las venas provocando que la presión sanguínea en los pies sea mínima. Esto da a los músculos la oportunidad de descansar.

En esta postura, el drenaje de la sangre y los residuos de la parte inferior del cuerpo que retornan al corazón para su limpieza, es mayor, por lo que trastornos tales como venas varicosas y tobillos hinchados se alivian.

Pero quizás el ejercicio más importante en el yoga es la respiración, ya que hacerlo de forma adecuada tiene el poder de nutrir el cuerpo y calmar la mente.

Las respiraciones largas y lentas son más eficientes que las rápidas y cortas, porque esto permite vaciar los pulmones de dióxido de carbono al exhalar.

Para tener en una buena respiración, los pulmones primero deben vaciarse. Así, la clave de la respiración eficiente radica en exhalar completamente, esto comienza con la parte superior del pecho, se procede a la media del pecho y termina apretando los músculos abdominales.

Sólo después de una expiración buena puede aspirar una buena bocanada de aire rico en oxígeno que la sangre necesita para alimentar las células.

Vuelve a lo esencial, visita el Centro Maestro de Bienestar, aquí puedes tomar una sesión de yoga al día y sentirte renovad@, te esperamos.