44 Centro Maestro de Bienestar::Cerebro y alimentación

Cerebro y alimentación

Generalmente llevamos una vida acelerada, poco atendemos a nuestra alimentación, falta tiempo y sobran alimentos hipercalóricos en el mercado. Comemos mal, rápido, desequilibrado y en ocasiones realizamos dietas estrictas, con el objetivo de perder peso que privan al organismo de nutrientes que son fundamentales para su correcto funcionamiento, pero jamás nos detenemos a reflexionar sobre lo que necesita nuestro cerebro durante el día.

¿Te habías puesto a pensar en ello? Nuestro cuerpo es nuestra casa.

A pesar de que el cerebro ocupa sólo el 2% de nuestro cuerpo, consume hasta un 20% de la glucosa requerida diariamente.

No podemos hablar de una alimentación exclusiva para el cerebro, ya que es el conjunto de toda la dieta lo que influye en nuestra salud física y por supuesto cerebral. Existen alimentos que pueden potenciar algunas de sus funciones, pero su consumo debe encontrarse dentro de una alimentación saludable y equilibrada. 

Como se dijo al principio, el cerebro consume un 20% de la glucosa requerida diariamente, pero no por ello se debe abusar del azúcar.

Es necesario seguir una dieta variada, en la que abunden frutas y verduras, con bajo contenido en grasas saturadas, alimentos ricos en Omega 3 y 6, etc. Sin olvidarnos de una buena hidratación, la cual también resulta esencial. 

Además, no debemos castigar a nuestro cerebro con malos hábitos como el de no desayunar, es fundamental realizar cinco comidas al día, todas y cada una son importantes. 

El cerebro en condiciones normales, se alimenta exclusivamente de glucosa y al realizar comidas menos abundantes y más frecuentes, nos aseguramos de que esté continuamente nutrido, sin obligar al organismo a comprometer su función normal para abastecerlo de la energía que precise. 

Un cerebro bien nutrido rinde mejor en momentos de fatiga, está más atento, se concentra mejor y es capaz de realizar de una manera más eficiente sus funciones básicas diarias.

En el Centro Maestro de Bienestar la alimentación fomentamos el naturismo, para así desarrollar un cuerpo en armonía, vuelve a lo esencial.